Disfrazándote de McCain (AP Photo/Amy Sancetta)

Ver imagen ampliada

Si te quieres sentir uno de los hombres más influyentes del mundo, aunque sea por una noche, no lo dudes: cómprate la máscara de McCain y, contrario al personaje de carne y hueso, tendrás una victoria garantizada: la de la risa.