A "rodar" por toda Colombia

-: ESPECTACULOS. La lucha no ha sido sencilla, más cuando se decidió ir de frente en cuatro puntos concretos, algunos más polémicos que otros, pero indispensables para el desarrollo cultural en el país.

A finales del año pasado el Ministerio de Cultura, de la mano de Mariana Garcés Córdoba, radicó cuatro proyectos de ley, sobre la recuperación de patrimonio arqueológico, el patrimonio sumergido, siempre polémicos, junto a proyectos sobre los espectáculos públicos y cinematografía, los cuales ya son leyes.

Con estas iniciativas legislativas se busca darle un fuerte impulso al ámbito cultural del país, las mismas que repercutirán en el desarrollo de varias actividades económicas, en una labor que lleva gestándose y trabajándose dentro del ministerio durante los últimos años.

"Con estos proyectos, que ahora empiezan a ser leyes, tenemos el objetivo de legislar sobre algunas áreas del sector cultural para hacer que la cultura se transforme, cada vez más, en un bien asequible y generoso para todos los colombianos. Esto repercutirá en que la cultura se potencialice como un motor de desarrollo y prosperidad para el país", comentó la Ministra de Cultura.

Desde hace seis meses se firmó la Ley de Espectáculos Públicos, uno de los sectores que requería, con urgencia, una intervención directa. Ahora, el turno es para la Ley de Cine, en la que se busca que Colombia sea un territorio atractivo para rodar, filmar películas.

Colombiwoods

Aunque los resultados de la versión cinematográfica de "El amor en los tiempos del cólera" no fueron los mejores para sus productores, buena parte de los 50 millones de dólares invertidos en esta obra se quedaron en Cartagena, ciudad donde fue rodada.

Este es quizás el más claro y reciente ejemplo de lo que busca la nueva Ley de Cine que este miércoles firmó el Presidente de la República en la Casa de Nariño.

Se busca promover a Colombia como escenario para que productoras y realizadoras internacionales, y también nacionales, para que rueden total o parcialmente en el país. Todo esto a través de incentivos, pues se propone en dicha ley, devolverles a las productoras, hasta un 40 por ciento de los servicios de producción contratados en el país en producción, y hasta un 20 por ciento en costos de alojamiento, alimentación y transporte.

La ley es clara, pues todos los servicios contratados en Colombia deben ser a productoras nacionales, que en la actualidad, cuentan con equipos de alta tecnología y podrán prestar este tipo de apoyos.

Para esto, se creó un fondo de 25 mil millones de pesos, aprobado por diez años, junto a un comité de producción fílmica, el cual tendrá la labor de aprobar los proyectos presentados.

Se debe tener en cuenta que las películas colombianas, en la actualidad, no superan los tres mil millones de pesos, por lo que la ley está dirigida a cintas internacionales, con presupuestos mucho más altos, por lo que el Ministerio de Cultura es optimista y espera que empiecen a ingresar al país más de 40 millones de dólares.

La idea es atraer, seducir a los productores internacionales con una legislación que incentive la inversión extranjera, con una ley que sólo tienen 17 países en el mundo.

Puerto Rico es uno de los países cercanos que tienen este tipo de legislaciones, pero no cuentan con la diversidad natural que se encuentra en Colombia, que espera que en pocos años, se logre el rodaje, total o parcial, de una película extranjera, una al mes.

Es una de las estrategias para fomentar el desarrollo, en infraestructura y capacitación en los servicios del sector audiovisual colombiano, teniendo en cuenta que en la actualidad se cuenta en el país con diez productoras de alto nivel que están listas para este tipo de desarrollos audiovisuales.