"La India Catalina traicionó a su pueblo"

ESPECTACULOS. A la hora de escribir una novela histórica la literatura siempre permitirá algunas libertades que la hacen apasionante y en ocasiones cómoda para la aventura narrativa.

Pero este no es el caso del escritor y periodista colombiano Gilberto Castillo. La razón es una, es miembro de La Academia de Historia de Bogotá, y dicho honor viene con grandes responsabilidades: ser fiel a la historia.

Así lo demostró en "Caminando en el tiempo: el encuentro de tres conquistadores", y ahora, tras años y años de investigación presenta "Balboa y el mar del sur", haciendo interesantes revelaciones, y seguramente polémicas, entorno a la historia de Colombia que mal nos han contado.

Como las buenas historias, Balboa se atravesó sin permiso en la vida de Gilberto Castillo, quien se encontraba empeñado en investigar y escribir la historia de Sebastián de Belalcázar y el mar del sur, que sabe que algún día narrará.

"De Belalcázar tiene una característica que nadie conoce, que siendo iletrado, era un mejor fundador de ciudades, y además, de él descienden once presidentes ecuatorianos, nueve colombianos, la familia Lleras y hasta Edgar Negret. Una vida apasionante de conocer, porque incluso fue el verdadero fundador de Bogotá", comentó Castillo.

En medio de esta vertiginosa investigación se encontró con Vasco Núñez de Balboa, porque Sebastián de Belalcázar pasó por Santa María la Antigua del Darién, donde también estuvo la famosa India Catalina, y ahí comienza la polémica.

"Creo que el monumento a la India Catalina que tenemos en Cartagena es una mala exaltación, porque ella traicionó a su pueblo. A ella se la roban cerca de Cartagena, la llevan a Santa María la Antigua del Darién donde Balboa y los sacerdotes la envían a República Dominicana para que se eduque con monjas y aprenda el español", agregó el escritor e historiador.

Y agregó: "Allí, no sólo se convierte en una gran traductora, en una india de lenguas, como le llaman, también se convierte en una entregada total de la fe católica, pero vestida ahora como toda una española orgullosa de ello. Cuando Pedro de Heredia llega a conquistar Cartagena, donde se encontraban algunos de los indios más feroces de la región, ella se encarga de tranquilizar a las tribus para permitir el paso de Heredia, con la condición de que ella podía recaudar riqueza sin pagar impuestos".

Una historia llena de traiciones, ambición, poder y mucha corrupción, lo que demuestra que poco o nada ha cambiado la historia de Colombia.

Más allá de la historia oficial

Se desconoce de la importancia de lo que era para la época Santa María La Antigua del Darién, que siempre se ha mostrado como un pueblito, pero que llegó a tener tres mil habitantes, que para la época era la población de una ciudad importante, y con ello todos sus vicios.

"Es sorprendente lo que se vivía allí, como el robo, la corrupción política de la cual Vasco Núñez de Balboa fue víctima que es lo mismo que ocurre hoy en día", afirmó Gilberto Castillo, quien le ha dedicado años de investigación a esta historia.

Así apareció Vasco Núñez de Balboa, personaje nacido en Jerez de los Caballeros (España), siendo explorador, gobernante y conquistador español y el primer europeo en divisar el Océano Pacífico o lo que se llamó en aquel entonces el Mar del Sur.

"Eso ocurrió en septiembre de 1513, por lo que el próximo año se cumplen 500 años de su descubrimiento, siendo el segundo acontecimiento más importante después del Descubrimiento de América, porque al descubrirse, con él, se completó el mundo", confirmó Gilberto Castillo.

Un español que llegó en un barco de polizones y se convirtió en Gobernador, siendo un hombre pujante con una vida trágica que termina decapitado por su propio suegro, quien buscó quitarle toda la importancia a Balboa tras su muerte, eliminando a Santa María Antigua del Darién, para no dejar rastro de su legado.

Tan apasionante es la historia de este personaje que el propio Mel Gibson está interesado en hacer una película con este personaje.

En los 19 años que duró por estas nuevas tierras fue mucho lo que hizo Vasco Núñez de Balboa, como fundar la primera población en tierras continentales americanas, Santa María La Antigua del Darién, así como gobernador de Veraguas, que junto al descubrimiento del Mar del Sur fueron grandes proezas, pero en momentos en que la ley era poca y las ansias de riqueza rápida envenenaban el alma, muchos fueron sus enemigos, los mismos que lo llevaron a la muerte.

Todo esto Castillo lo desarrolla a través de una novela histórica de datos exactos, y la mejor forma que encontró para narrarla fue a través de la correspondencia de dos personajes cercanos a Balboa, dos puntos de vista que comparten pensamientos, hechos y deseos en los que el propio lector termina involucrado.

"Balboa y el mar del sur" son 329 páginas llenas de historia y mucha acción. Una apasionante ventana hacia la verdad de parte del periodo de La Conquista, del cual apenas empezamos a conocer un poco más de lo que realmente ha ocurrido en los últimos 500 años.